Y Fin, todos los caminos llevan a Setúbal

por Angel

Gracias

Se acabó, el milagro dio para un cuarto de hora, diez minutos más de lo que esperaba, habrá tiempo de hablar y analizar todo lo que ha pasado durante la temporada, pero poco sirve lo que el aficionado de a pie piense, al final se hará lo que digan cuatro corbatas que lo más redondo que han visto en su vida es lo que tienen encima del cuello.

El entrenador tiene las horas contadas, da la sensación que lo tiene claro todo el mundo, seguramente el que menos claro lo tiene es el que tendría que tomar la decisión, el mismo que lo trajo y no ha dado la cara en ningún momento por él en el acoso y derribo que ha sufrido el hombre desde el diario Marca con su ilustre director a la cabeza, lo más triste es que en ocasiones se ha llegado a lo personal, muy lamentable. Valdano no ha movido un dedo para defender al entrenador que él puso, el modelo presidencial de Florentino sólo tiene sentido si en vez de un Jorge Valdano tienes a un Galliani, por mucha grima que de el susodicho, alguien que baje al barro, y Florentino en esto se ha vuelto a equivocar eligiendo al Valdano de entre todos los Valdanos.

Del partido no voy a comentar nada, no lo vi, el único partido de la temporada que no he visto y el primero en años que dejo de ver, tampoco creo que haya mucha historia, los jugadores eran los primeros que sabían que era imposible que el Valladolid diese la campanada en el Camp Nou.

La cosa terminó con Guardiola y sus Chicos del Lloro, con el mismo discurso de siempre, en las victorias y en las derrotas siempre hay ese regusto victimista, ni el estar pasando la época más gloriosa de su historia hace que dejen aparcados fantasmas del pasado, algunas perlas fueron antológicas, pero mejor no reproducirlas, bilis. Todo hay que decir que ganó el mejor equipo y el que más lo mereció, como casi siempre pasa.

Málaga CF 1 – Real Madrid C.F. 1
Duda
Van der Vaart


El Madrid tantea a Mourinho
. Interesante artículo de Diego Torres Romano.

Anuncios